En Rionegro nace programa de rehabilitación para mujeres

0

La estrategia Abrazando Familias dio inicio al funcionamiento de Mujer Loto, el programa especializado para la atención de mujeres afectadas por adicciones en el municipio de Rionegro. La flor de loto nace en el pantano, y es de una gran belleza y vistosidad; este es el símbolo del nombre del programa, Mujer Loto está orientado a mujeres en condiciones de vulnerabilidad que sufren de adicciones y toman la decisión de renacer, de florecer a partir del fango.

Con una Eucaristía fue inaugurada la casa donde se desarrolla el programa Mujer Loto, orientado a la rehabilitación de damas con adicciones.

El programa busca ofrecer oportunidades a las mujeres que buscan desprenderse del mundo de las adicciones, rehabilitarse para retornar al seno de sus familias; ofreciéndoles la posibilidad de la institucionalización en un centro especializado, con personal altamente calificado y bajo la tutoría de la estrategia Abrazando Familias, que vela por el bienestar de la familia.

La primera dama de Rionegro, Luz Dariana Ruiz Jaramillo, líder de la estrategia Abrazando Familias, destaca la importancia de esta iniciativa, indicando que “esta es una oportunidad para que muchas familias vuelvan a ver la claridad al final del túnel”. La señora Ruiz Jaramillo precisa que desde el inicio de la actual administración, en conjunto con el equipo de la Subsecretaría de Bienestar Social, se empezó a darle forma a este proyecto, que hace engranaje con los diversos programas de la estrategia para avanzar en una de sus búsquedas principales: hacer de la familia el entorno protector por excelencia en Rionegro, para potenciar el desarrollo y el bienestar de todos sus integrantes, y desde allí, de la sociedad.

El Secretario de Salud, Familia e Inclusión del municipio, Jorge Humberto Rivas, explica que “Se trata de un programa innovador, tanto para el municipio como para el Oriente, pues es el primero que hace el abordaje desde el enfoque de género, para ofrecer la atención diferencial que requiere la mujer en esta situación y, en especial, para hacer el seguimiento y acompañamiento a la familia”.

El programa inició con el ingreso a la casa Mujer Loto de seis mujeres, quienes realizarán su proceso bajo el acompañamiento y la tutoría del personal de la Corporación Oasis, experta en el tema y aliada de la Administración municipal en los procesos de rehabilitación de adicciones con población vulnerable.

En el momento, la casa tiene la capacidad para institucionalizar hasta 19 mujeres, haciendo estricto cumplimiento de las normas de bioseguridad para el cuidado frente al Covid-19.

Así funciona

Según explica Nelson Londoño, Director de la Corporación Oasis, el programa tiene dos fases, una inicial, de institucionalización, en el que las mujeres se aíslan de sus familias durante por lo menos seis meses, y vienen a vivir de manera permanente a la casa Mujer Loto, con otras mujeres que están viviendo sus procesos y en compañía del equipo terapéutico. La segunda fase es un desprendimiento paulatino, para continuar su proceso desde sus propios entornos.

La casa es un recinto de sanación, desde primera hora de la mañana hasta el final del día, están en actividades relacionadas con el proceso de recuperación; incluso las actividades de la vida cotidiana se convierten en parte de ese proceso, pues la persona adicta necesita tomar nuevos hábitos y rutinas, reaprender el cuidado de su propio cuerpo, el amor propio, la higiene mental y mucho más.

Allí se trabaja bajo un modelo de comunidad terapéutica orientado desde la psicología dinámica con elementos de la psicología humanista; tiene además un factor diferencial, el componente de acercamiento a la familia a través de trabajo social, una directriz planteada desde la estrategia Abrazando Familias, que busca la integralidad.

El equipo social, en articulación con las Promotoras Abrazando Familias, permanece atento a las situaciones de la familia de cada una de las mujeres en la casa. Al respecto, Caterina Orozco, Subsecretaria de Bienestar Social del municipio, afirma que “es muy diferente institucionalizar mujeres; ellas son madres, y sin importar la condición en la que se encontraban antes de iniciar su proceso, sufren por dejar a sus hijos, por no poder verlos, por no saber cómo se encuentran. Con nuestro equipo, estamos cerca de esas familias, les llevamos videos, estamos dándoles reporte de cómo se encuentran; de esta manera las ayudamos en la adherencia a su programa”.

Recuperando familias

Explica la doctora Orozco que la estrategia de trabajar no solo con la mujer sino con su familia, tiene además el sentido de identificar situaciones de esas familias con el objetivo de ofrecer orientación y apoyo y llevar la oferta institucional. La búsqueda es integral, que cuando ella termine su proceso dentro de la casa su familia pueda acogerla y continuar acompañando su proceso.

El lema de la Corporación Oasis es que “Con un adicto que se recupera hay una generación que se libera”. Y para Abrazando Familias esto gana aún más sentido con las mujeres, porque sus hijos paran de sufrir, empiezan a tener estilos de vida diferentes, estas personas con problemas de adicción tienen una familia, tienen un grupo de amigos que las quieren y que sufren de verlas en esa situación de consumo y de deterioro por el uso de drogas, quitándose la vida poco a poco. Cuando una persona logra recuperarse, son muchas personas las que dejan de sufrir y se liberan de esas cadenas que genera el consumo de sustancias.

Acceso al programa

La principal condición para ingresar al programa es que sea una mujer que de manera voluntaria quiera liberarse de un problema de adicción. Ser mayor de 18 años, acreditar residencia en el municipio de Rionegro, verificable en el Sisbén, Ingresar de manera voluntaria, diagnóstico médico que confirme la necesidad de atención en farmacodependencia y presentar prueba negativa para Covid-19.

Si usted requiere este apoyo, o conoce una persona que puede requerirlo, puede comunicarse con el equipo de Mujer Loto: 3205909790 y 3122188175, o a través de la línea de Salud Mental del municipio 310300 8721 y también escribir un correo a bienestar@rionegro.gov.co

PERIÓDICO EL ORIENTE

Comentarios